Los tricomas y su importancia en el cannabis

Los tricomas y su importancia en el cannabis post thumbnail
0 Comments

La planta Cannabis Sativa L., ha despertado el interés de una gran población a nivel mundial. Dentro de esta población  se encuentra la comunidad científica, médica; pacientes y un sin fin de personas que la cultivan para fines medicinales, recreativos e industriales. Por esto y muchas razones más, es importante conocer sobre la anatomía y química del cannabis. En esta oportunidad concentramos todos nuestros esfuerzos en explicar y compartir algunos conocimientos obtenidos, sobre los tricomas.

A medida que las plantas de cannabis maduran, los cogollos (flores) y las hojas cercanas a estos se cubren de lo que parecen ser pequeños “cristales”, pero en realidad hablamos de los tricomas, finas glándulas con forma de vello en la superficie de la planta. Pueden tener un aspecto brillante o cubrir los cogollos como una capa de escarcha. 

Los tricomas o pelos vegetales son apéndices de la epidermis y una parte muy importante de las plantas. Pueden ser una, dos o tres células visibles sólo a través del uso de un microscopio, o bien estructuradas multicelulares que se pueden observar a simple vista. Ubicados normalmente en las partes cercanas a los cogollos. Las funciones que desempeñan son variadas: absorción de agua, regulación de la temperatura, dispersión de semillas y frutos, protección contra agentes abrasivos y percepción de estímulos. Proteger a la planta de los animales, especialmente los insectos. También se encargan de mitigar los efectos ambientales, como el viento y calor.

La composición botánica de algunos tricomas, puede llevar a su confusión con los pistilos, que obviamente se pueden ver a simple vista como hilos con forma de pelo que salen de los cálices de las plantas de marihuana femeninas en floración.

¿Cómo se clasifican los tricomas?

Los investigadores del mundo cannábico han identificado algunas categorías de tricomas en las plantas de cannabis:

Tricomas unicelulares simples:

Son los primeros en aparecer.. A lo largo de la vida de la planta se forman en el envés de las hojas y, en menor abundancia, en su superficie. Su función principal es reducir la pérdida de agua y ofrecer aislamiento frente a temperaturas extremas. Tienen una forma parecida a la de un pelo.

Tricomas Cistolíticos:

Aparecen también en los primeros ciclos de vida de la planta. Pueden ser observados en la superficie del primer par de hojas reales. Se parecen mucho a los tricomas unicelulares simples, con la diferencia de que los cistolíticos son más largos y poseen un cistolito en su base, formado por carbonato de calcio. Dan un tacto rugoso a las hojas, que puede protegerlas de posibles depredadores.

Tricomas Bulbosos:

Se trata del tipo de tricoma glandular más pequeño, miden alrededor de 10-20 micras, que consta de 1 a 4 células y una parte superior en forma de hongo, que también consta de la misma cantidad de células. Aparecen primeramente en el tallo y en las hojas de la parte baja de la planta, aunque pronto se los puede encontrar en toda la parte aérea de esta. Generalmente, se requiere de un microscopio para poder observarlos.

Tricomas Sésiles:

Los tricomas capitados sésiles son más grandes que los tricomas bulbosos, con un número suficiente de células para formar una cabeza de tricoma y una base muy corta. Pero con un ancho de alrededor de 20-30 micrones, no son tan grandes como la categoría final de tricomas, ni tan fáciles de ver. También, se han descubierto tricomas sésiles en las anteras del cannabis. Se trata de la clase de tricomas sésiles más grandes, con un tamaño de unas 80 micras. Se los encuentra generalmente en el cáliz que rodea la antera, aunque de un tamaño menor, parecido al del resto de tricomas sésiles.

Tricomas glandulares entallados:

Son los que más le interesan a la comunidad cannábica, por su alto contenido en cannabinoides y terpenos. Se los encuentra en cálices, peciolos, brácteas y bracteolos de las hembras de cannabis, también cerca de las anteras en algunos ejemplares macho de determinadas variedades.

Su estructura es parecida a la de los tricomas sésiles, aunque los entallados – en su madurez – tienen su cabeza glandular sujeta por un tallo formado por varias células. Este tallo va creciendo a medida que el tricoma madura, por lo que en sus estadios iniciales puede ser difícil de distinguir de un tricoma sésil. Las cabezas de los tricomas glandulares son muy parecidas a las de los sésiles (con una zona basal que las une al tallo, un disco formado por células secretoras y un espacio de almacenamiento de principios activos) aunque algo mayores. Estas cabezas se hinchan a medida que las células secretoras producen compuestos, llegando a un tamaño de 70-100 micras.

¿Por qué son importantes los tricomas el cannabis?

Los tricomas son la razón por la que la mayor parte de los consumidores de cannabis utilizan esta planta. Es en ellos donde se producen no sólo las substancias psicoactivas, las que buscan los usuarios recreativos; sino también otros cannabinoides no psicoactivos como el CBD, buscado por los pacientes por su gran número de aplicaciones terapéuticas, o de los terpenos, que son hidrocarburos con gran capacidad aromática que dan a cada planta su fragancia y propiedades particulares, además de interactuar con los cannabinoides para ofrecer perfiles únicos de efectos en cada planta. Un gran número de tricomas indica altos niveles de cannabinoides, lo que permite disfrutar de un alto potencial, para los tratamientos medicinales.

Con el pasar del tiempo, los tricomas van cambiando su apariencia: pasan de ser cristalinos a turbios (opacos), y pueden cambiar de color. Estas alteraciones en su apariencia ayudan a los cultivadores a identificar los momentos óptimos para la cosecha a fin de asegurar la máxima potencia, es decir, cuando el volumen de los cannabinoides es más alto y justo antes de que los principios activos empiecen a descomponerse.

El color de las glándulas nos dice mucho sobre el desarrollo de la planta, incluso los contenidos de cannabinoides. Muchos cultivadores observan los tricomas para encontrar el mejor momento para cosechar sus plantas.

Referencias:

http://www.biologia.edu.ar/botanica/tema13/13-7tricomas.htm

https://www.mclibre.org/otros/daniel_tomas/laboratorio/Tricomas/tricomas.html

https://www.philosopherseeds.com/blog/tricomas-cannabis/#Tiposdetricomadelcannabis

https://www.matillaplant.com/blog-marihuana/tricomas-de-marihuana-que-son-como-funcionan/

Libro: Cannabis para dummies –  Kim Ronkin Casey y Joe Kraynak | Simón Pardo de Donlebúnhttps://www.planetadelibros.com.co/libro-cannabis-para-dummies/322718

Categories:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesita Ayuda?